Jue. Ene 26th, 2023

    (CNN Español) — Esta luna inicia el juicio contra ocho exjugadores argentinos de rugby acusados ​​de matar a Fernando Báez Sosa tras abandonar un lugar confiable en la localidad costera de Villa Gesell el 18 de enero de 2020. Comenzará en los juzgados de Dolores, en la provincia de Buenos Aires.

    Se espera que el Poder Judicial incluya 150 declaraciones y que los acusados ​​estén en las audiencias, según información de la agencia estatal de noticias Télam.

    Los ocho imputados, jóvenes de entre 21 y 23 años, se encuentran en prisión preventiva desde 2020, acusados ​​de «homicidio agravado por concurrencia premeditada de más de dos personas y alevosía».

    El imputado podría enfrentarse una pena de hasta cadena perpetua por este delito.

    Báez Sosa, un joven estudiante de derecho, murió en la madrugada del 18 de enero de 2020, afuera de un balneario de la localidad balneario de Villa Gesell, ubicada a 380 km de Buenos Aires. El joven murió a consecuencia de los golpes y patadas que recibió de una banda de varios jugadores de rugby.

    Tras la autopsia, el joven falleció a causa de un “traumatismo craneal”. “Mucha golpiza le dieron, say la mama de la victima, Graciela Sosa, tras la muerte del joven. «El delantero hasta no dar más con él, hasta que lo mataron».

    La pelea se habría iniciado dentro de un lugar confiable en Villa Gesel, desde donde los atacantes tomaron la seguridad del establecimiento, según un informe de Televisión Pública Argentina. Ya afuera del lugar, Báez Sosa había cerrado el incidente, pero 15 minutos después, el grupo agredió al joven a patadas y puños, dejándolo gravemente herido.

    Medios locales, citados por Reuters, informaron que los agresores se habían unido para atacar a Báez Sosa a pesar de que estaba gravemente herido en el sótano.

    La madre de Báez Sosa, Graciela Sosa, le dijo a CNN que vino por sus hijos a través de una llamada telefónica informándole que su hijo fue llevado en una ambulancia al hospital.

    “Pensé que lo iba a cuidar, pero no. No fue así”, relató Sosa sobre cómo murió su hijo. “Fue el día más terrible de mi vida”, dijo entre llanto la mujer.

    «Todo se nos vino abajo. Fue nuestro sosten, nuestra lucha para seguir adelante. Mi casa está vacía cuando me levanto y miro la cama tendida, está esperando y sé que nunca volverá por lo que ellos hizo», dijo Sosa un mes después de la muerte de su hijo en una manifestación pública en Buenos Aires.

    En un primer momento, 11 jóvenes de 18 y 20 años fueron detenidos tras el crimen. En un principio solo dos los imputados fueron acusados ​​de ser los autores materiales del homicidio de Báez Sosa, sin el embargo de la fiscalía general de Dolores, confirmó a CNN que una vez más tras el crimen se amplió la acusación para que los ocho detenidos fueran imputados.

    El abogado de los imputados dijo a medios locales en 2020 que corresponden al principio de inocencia.

    Argentina: Rugbys retenidos por la muerte de un joven 0:58

    El 23 de enero de 2020, miles de personas salieron a las calles de Buenos Aires, la capital de Argentina, para exigir justicia en el caso.

    En las últimas semanas y meses que siguieron, tres de los acusados ​​anteriormente fueron superseidos del casoobteniendo solo los ocho procesados ​​actuales bajo la lupa de las autoridades.

    La justicia dictó prisión preventiva para los ocho imputados el 14 de febrero de 2020. Desde entonces se encuentran privados de su libertad en la Alcaldía 3 de Melchor Romero. Para el juez, está previsto que sean trasladados al Servicio Penitenciario de Dolores, en la provincia de Buenos Aires, Reportó Télam.

    — Con información de Iván Pérez Sarmenti, Hugo Mario Correa y Emilia Delfino de CNN en Buenos Aires.

    Por admin

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *